26 de xuño de 2018

La pinga del Libertador

La pinga del Libertador

Ricardo Palma

Tan dado era Don Simón Bolívar a singularizarse, que hasta su interjección de cuartel era distinta
de la que empleaban los demás militares de su época. Donde un español o un americano habrían
dicho: ¡Vaya usted al carajo!, Bolivar decía: ¡Vaya usted a la pinga!

Histórico es que cuando en la batalla de Junín, ganada al principio por la caballería realista que
puso en fuga a la colombiana, se cambió la tortilla, gracias a la oportuna carga de un regimiento
peruano, varios jinetes pasaron cerca del General y, acaso por halagar su colombianismo, gritaron:
¡Vivan los lanceros de Colombia! Bolívar, que había presenciado las peripecias todas del combate,
contestó, dominado por justiciero impulso: ¡La pinga! ¡Vivan los lanceros del Perú!

Ningún comentario:

Publicar un comentario